dilluns, 21 de febrer de 2011

LA FE INQUEBRANTABLE

Lo siento : comprendo que me reitero en ciertos temas que es posible que a algunos le parezcan aburridos, o poco propios de aquí. 
Tras colgar ayer el post sobre el caos de Nueva Rumasa, aún me quedé pensando en la foto que inserté. Me resistía a creer que esa fuese la foto de la rueda de prensa en la que anunciaban la hecatombe. Sobre todo por el gesto de papaíto Ruiz Mateos haciendo la V con las dos manos a la vez. Me pareció de una desfachatez descomunal presentarse victorioso para una manifestación pública de este tipo, que acarreaba, de una manera prácticamente segura, que muchos de los incautos que han metido dinero ahí van a perderlo, en su totalidad o en una buena parte. Un periódico reproducía esa foto junto a otra del mismo individuo, hace unos cuantos años, con el mismo gesto, que ahora diría, desafiante, y debo subrayar la palabra desfachatez, y comentaba la similitud. Y la foto, sobre todo la última,  me recuerda a esas estúpidas poses ( pulgares para arriba ) que se hacen los futbolistas (casi todos) el día de su presentación. Pero también me recuerda a ciertos pasajes de El hundimiento, la película sobre los últimos días de Hitler en el búnker, cuando todos sus acólitos intentan hacerle ver la verdad, la cruda verdad, mientras él se obstina en pensar que todo va perfectamente. Esa es la impresión que me dan los hijos varones rodeando a papá, casi octogenario y ajeno, o eso pretende hacer pensar, al pollo al que le ha llevado su megalomanía y sus pretensiones de empresario de pa sucat amb oli. Y sus menciones a la fe, afirmando que si careciese de ella, se pegaba el tiro. Seguramente esto le sirva de gran consuelo a los pobres (no tan pobres, 50.000 euros de inversión mínima es una pasta) que le han entregado confiadamente (ingenuamente) su dinero. Que si no les puede devolver su pasta su fé le impedirá tomar una decisión. Menudo alivio. 
Luego he pensado en el hecho de que algunas de las empresas del grupo sean medios de comunicación, incluyendo una pintoresca emisora de radio, cuyo link os adjunto, para que veáis el percal :


Así que con todo este escasamente científico método he llegado a la conclusión de lo que quiere decir Ruizma con su insistencia en el doble signo de marras.

Quiere decir Viva la Vírgen !!. Y lo aplicaba tanto a sus convicciones religiosas como al modo de gestionar sus empresas, el dinero que sus inversores le depositaron, y los puestos de trabajo con los que tan propagandísticamente se comprometió. Era eso. Y los niños, alguno no tanto, al ladito, riéndole la gracia.

Menudo elemento. De aquí unos días, Millet.





Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada

Segueix a @francescbon